viernes, 1 de noviembre de 2013

VENTANAS.





Hola amigos, suele pasar a veces que en este maravilloso Mundo lo más cercano o lo más cotidiano poseen un significado o una transcendencia mucho más profundos de lo que habitualmente nos percatamos. Y es que nuestra curiosidad, siempre más atenta a lo extraño que a lo frecuente, en no pocas ocasiones suele irse muy lejos. Así que hoy nos quedaremos en casa y hablaremos de la ventanas, sí, eso que seguro que usted tiene ahora mismo a pocos metros. Pero siguiendo, eso sí, nuestra vocación de sumergirnos en la profundidades, y contando algunas curiosidades al respecto. Así que pasen y vean. 



Las primeras viviendas que construyó la Humanidad no eran más que un cerco de piedras o palos con una techumbre y una puerta. Un refugio para dormir, nada más. Pero, a medida que las edificaciones fueron haciéndose más complejas, se vio la necesidad de abrir huecos en los muros para que entraran la luz y el aire en el interior. Entonces nacieron las ventanas. Y en aquella primitiva conciencia humana asomada por vez primera al hueco de una ventana nació también la idea de la diferenciación de los espacios y todo lo que ello implica: el dentro y el fuera, lo íntimo y lo público, nosotros y los demás

Grace Kelly y James Stewart en "La ventana indiscreta" (Alfred Hitchcock, 1954)

Para cerrarlas se utilizó todo tipo de materiales, hasta que en el siglo I los antiguos romanos ya empezaron a emplear el vidrio. Un lujo de ricos que aún en el siglo XIII sólo se usaba para los templos, hasta que en el siglo XVI ya se abarató su coste. Aún así las láminas de vidrio plano sólo se pudieron fabricar en tamaño pequeño hasta el siglo XIX, de ahí el uso de armazones para juntarlos y crear las vidrieras. 



Decía Carl Gustav Jung que la casa simboliza arquetípicamente al individuo, a nuestro Yo. Del estudio de los sueños así lo concluyó. En este sentido, e igual que los ojos son el espejo del alma, podríamos atrevernos a decir que las ventanas, por donde llega la luz desde fuera, son, en cierto modo, el reflejo del alma de la casa, o de quienes las habitan. 



Tomemos el ejemplo de las ventanas holandesas: amplias, ocupando casi todo el espacio de la fachada, abiertas a la luz, y dejando ver casi todo lo que hay dentro. Fueron creadas por un pueblo de agricultores y comerciantes, cuya lucha constante contra los elementos hizo de ellos gente práctica, y con un espíritu cooperativo que les lleva a no tener prejuicios ni reparos en mostrar a sus vecinos el interior de su morada casi al desnudo. Aunque no olviden que las apariencias también pueden engañar…




Otro ejemplo lo encontramos en las ventanas árabes. La cultura islámica es propensa a la rígida división entre los espacios, sobre todo entre lo íntimo y lo público, como dos universos distintos. Sus ventanas están cubiertas por intrincadas celosías que, aunque dejan pasar la luz y el aire, ocultan el espacio interior, a la vez que permiten mirar hacia afuera sin ser vistos. 



Sin obviar la influencia de las condiciones climáticas en la arquitectura, claro está, ante este hecho cabría preguntarnos en qué medida es la persona la que hace a la ventana, o es la ventana la que hace a la persona. ¿Quien muestra más es realmente quien oculta menos?. O ¿qué fueron primero: las celosías de las ventanas o las celosías de la mente?.



Pero las ventanas, además de su función práctica, también nos hablan, nos cuentan historias sorprendentes, conmovedoras, y, sobre todo, que nos pueden hacer reflexionar. Veamos algunos ejemplos:

La ventana de la Reina. En esta imagen del verano de 1952, la recién coronada Elisabeth II de Inglaterra, asomada a una ventana de su palacio contempla a su hijo Charles mientras éste intenta trepar, a duras penas, hasta donde está ella. Han pasado 61 años desde entonces, y la situación sigue siendo la misma. ¿Una imagen profética?. Quizás…



La ventana del Pescador. Lejísimos, intangible y casi imperceptible a simple vista, se nos ha mostrado durante mucho tiempo la imagen del sucesor de Pedro mientras daba sus bendiciones a la Ciudad y al Mundo. Casi en la nubes, y desconectada completamente de la realidad parece haber estado también durante siglos la cabeza de la Iglesia Católica. Pero, desde hace pocos meses, hemos podido contemplar una imagen inusitada: es el pueblo el que aparece al fondo de la imagen mientras el Papa lo observa. ¿Será este cambio de perspectiva un signo de que algo está cambiando realmente?. Veremos.



La ventana de Antonietta. Y otra ventana romana. En la película “Una jornada particular”, del italiano Ettore Scolla (1977), Antonietta (Sophia Loren) es un ama de casa cuya vida vacía y gris está dedicada en pleno al servicio de su familia, atrapada en cuatro paredes, presa de su insulso destino. La ventana de su cocina es la frontera de su pequeño mundo. Hasta que un día Rosmunda, el ave que cría en una jaula, escapa por esa ventana, y ella va a buscarla… Una película llena de símbolos, en la que las ventanas son también protagonistas. 





La ventana de los Porteros. Nuestro admirado Robert Doisneau fotografió en 1946 a una pareja de porteros de la calle del Dragón, en París. Un hombre y una mujer ancianos, en actitud serena, nos abren su ventana y nos muestran su universo particular, desde una estancia llena de recuerdos, y desde donde han visto pasar la vida. Las alegrías y las amarguras, las luces y las sombras, los sueños y las esperanzas… Todo queda contenido en el marco de la ventana, como una metáfora de la existencia. 



Las ventanas de Gorea. En la bahía de Dakar (Senegal) está el islote de Gorea (Gorée), donde aún se conserva uno de los lugares más siniestros del planeta: la llamada Casa de los Esclavos, aunque hubo otras más. Era un almacén de seres humanos. Allí llegaban los esclavos capturados en el vecino continente, y allí eran encerrados hasta su venta, hacinados en condiciones infrahumanas, y a la espera de la llegada de los comerciantes europeos en busca de la mercancía. No todas las celdas tenían ventanas, y las únicas que había eran así de estrechas. Se calcula que, hasta 1848, por allí pasaron 60.000 personas. Y desde allí eran sacados para ser embarcados por la llamada “Puerta sin retorno”, la cual, por su elevada altura, es casi también como una ventana. En su dintel hay un cartel que dice: “De esta puerta, ellos iban para un viaje sin retorno, los ojos fijos sobre el infinito del sufrimiento”. 

Gorea fue declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1978.


Las ventanas de la Calle 58. En 1960, el fotógrafo norteamericano Osmond Gigli observaba cómo desmolían una hilera de edificios antiguos justo en frente de la ventana de su estudio. Entonces tuvo una visión. Rápidamente, reunió a 43 mujeres y les pidió que ocuparan las ventanas de uno de los edificios. Las modelos, ataviadas con sus mejores galas, y acompañadas de un Rolls Royce, posaron de esta manera tan original para la cámara de Osmond. Con esta imagen esplendorosa, viva y feliz quiso inmortalizar, como un poema de despedida, aquel lugar que sólo un día después quedó reducido a la nada. Un auténtico desafío de la luz frente a las tinieblas.

El título de la foto es: "Girls in the windows" (Chicas en las ventanas)


La ventana de John y Yoko. Es una historia bien conocida la de la famosa protesta que organizaron John Lennon y Yoko Ono durante una semana en esta habitación del hotel Queen Elisabeth, en Montreal (Canadá), en el año 1969. Al grito de: “Haz el amor, y no la guerra”, pretendían llamar la atención sobre las atrocidades de la Guerra del Vietnam. Las vueltas que da la vida: en noviembre del año 2011, ese mismo cartel que vemos pegado en la ventana sobre la cabeza de Yoko, que pone: Bed Peace, y firmado por la pareja, fue vendido en una subasta a un comprador anónimo por 154.000$. Su hasta entonces poseedor era un ingeniero de sonido que había acudido por aquella fecha al hotel donde estaban John y Yoko a cubrir la noticia. Bueno ya vemos que hay quienes se apropian descaradamente de los nobles ideales para usarlos sólo como adorno, o como vulgar mercancía. Qué peligro. Nunca hagan esto en casa, niños, jeje.




En fin, todo un universo fluyendo a través de las ventanas. Y una frase más para la reflexión:

"Sólo cerrando las puertas del pasado se abren las ventanas del porvenir"
(Françoise Sagan, escritora francesa)


Y les dejo con el vídeo clip de la canción "Imagine", de John Lennon (1971), parece ser que influída por la poesía de Yoko Ono, y donde las ventanas que se abren a la Luz tienen un notable significado simbólico. La imaginación: donde todo es posible. A eso sí que jamás hay que ponerle ventanas.



Saludos.

45 comentarios:


  1. Wow! Me sorprendió de las ventanas de la casa de los esclavos! No sé cómo podían respirar!

    Me gustó mucho la imagen de las modelos! Mucha creatividad.

    Cuánta variedad de ventanas! Las de Holanda, son exageradamente grandes, y las árabes también. Me ha tocado ver casas antiguas que no tienen ventanas, y no me gustaría estar ni un minuto dentro.

    Saludos, y buen post!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, lo de la Casa de los Esclavos es terrible. Aunque no es de extrañar teniendo en cuenta que para los mercaderes los esclavos no eran personas, y sólo los veían como una mercancía. De hecho, en esas pésimas condiciones morían muchos sin salir de la isla, y los que no quería comprar nadie los tiraban vivos al mar para que se los comieran los tiburones. No sé si viste la película "Amistad", de Steven Spielberg, tiene algunas escenas realmente escalofriantes. Bueno, a mí también me encanta la foto de las "Chicas en las ventanas", no sólo porque es una hermosa imagen en sí misma, sino también por la buena energía que transmite. Y, sí, yo también creo que las ventanas holandesas enseñan demasiado, incluso muchos no ponen cortinas. Yo soportaría que me pudieran estar observando todo el que pasara por la calle. Pero es su cultura, y a ellos parece que no les crea ningún conflicto. Ufff, y en una casa sin ventanas me daría un ataque de claustrofobia. Prefiero el punto medio, jeje. Gracias y saludos para ti también, compañera.

      Eliminar
  2. que interesante, querido Roberto. es verdad que nunca me habia detenido a pensar en lo que significa una ventana y como bien dices hasta en lo mas cotidiano hay profundos significados. debe ser por eso que los gatos siempre viven en las ventanas, es su lugar favorito de la casa. eso debe ser porque son criaturas muy sabias. ( por cierto muy gracioso el gato que pregunta que que le estamos mirando, muchas veces cuando miro a un gato he tenido la sensacion de que me esta diciendo eso mismo). Mi madre tambien tiene sus ideas sobre las ventanas. siempre esta prohibiendome que me asome por ellas porque le da miedo que me caiga por ellas, que uno no sabe, que la cabeza pesa mucho y puede uno perder el equilibrio y que no se que mas. interesante tambien esa pelicula de Sofia Loren (es una de mis actrices favoritas y todavia se ve muy guapa), no la conocia, parece que de alli tomaron la inspiracion para esta cancion. como siempre, magnifica entrada, hace pensar. besos y abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hay una teoría que dice que el ser humano realmente no domesticó a los gatos por su propia iniciativa, sino que fueron ellos los que se acercaron a donde vivían los humanos, en busca de los ratones, claro. Pero, quizás después de acabar con los ratones, vieron que las ventanas eran un hogar perfecto. Me imagino que eso tiene que ver con su instinto cazador, para controlar mejor el territorio. Bueno, cuando vi al gato ese que mira al espectador, al momento pensé en el chiste, jeje. Claro, y las ventanas también tienen su peligro, y más cuanto más altas... Y yo creo también que Sofía está muy bien para sus años, sigue siendo muy guapa. En cuanto a la película que nombro, no cuenta realmente una historia bonita, ni con final feliz; pero está muy bien hecha, y es disfrutable en sus detalles, además de todo su significado. Y, sí, la canción de Yuri refleja una situación parecida a la de Antonietta, aunque, por desgracia, no era una cosa extraña para una mujer en aquella época, o en nuestros tiempos. Besos y abrazos para ti también.

      Eliminar
  3. Te felicito por tus artículos siempre tan completos. Me pones a pensar en que mis cortinas nunca dejan ver nada del interior y que solo las abro muy poquito -algunas- para que entre el aire.





    Beso Robert

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, he hablado de las ventanas muy en general, y de culturas distintas más que de personas en particular. Pero en cada lugar y en cada casa se vive en unas condiciones únicas. Hay gente que pone rejas de hierro para proteger sus ventanas de los asaltantes, y no creo que eso sea reflejo de inseguridades internas, es un peligro real. Pero, siempre que se pueda es bueno dejar que entre la luz del sol en la casa, da más vida, más alegría, ¿verdad?. En mis ventanas hay visillos en vez de cortinas, para dejar pasar la luz, y desde la calle no se ve nada si no los descorro completamente. Cuando se tienen vecinos muy cotillas la verdad es que no dan ganas de darles el gusto, jeje. Cada uno sabe el terreno que pisa. Cambiarnos nosotros por dentro es difícil, pero está en nuestras manos, cambiar la mentalidad de nuestros vecinos ya es mucho más difícil, y tampoco vamos a pecar de ingenuos. De todos modos, es un tema que daría para discutir mucho. Gracias y besos, querida Flor, y un fuerte abrazo.

      Eliminar
  4. Y bueno... las ventanas son, metafóricamente hablando, una forma de observar lo que hay por delante. Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tienes toda la razón, amigo Renzo, y así en muchas ocasiones se utiliza la palabra ventana para describir un objeto o un concepto mediante los cuales podemos alcanzar a ver más allá del lugar o el tiempo donde estamos. De Internet, por ejemplo, se dice que es como una ventana abierta al mundo, aunque eso se decía también antiguamente de la televisión. O de un libro que resulta especialmente instructivo se dice que es como una ventana abierta. Bueno, y también se dice que cuando aprendemos algo nuevo ya no hay vuelta atrás, porque cuando se abre una ventana en nuestra mente ya no se vuelve a cerrar, ¿verdad?. Interesante aportación. Gracias, saludos y un abrazo, compañero.

      Eliminar
  5. Hola, querido Robert.

    Ya te echábamos de menos (yo y mi otro yo). Muy interesante lo que nos cuentas sobre las ventanas. Una pregunta: ¿cómo se cierran las ventanas del pasado?

    Tuyo,

    jordi

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te confieso que últimamente estoy bastante desinspirado, incluso muy desganado, y con poca energía, pero no quiero dejar este blog, creo que todavía da más de sí. Incluso hay temas que tengo aparcados porque aún no he encontrado suficiente información. Pero algo se va haciendo, jeje. Gracias por tu fidelidad. Por cierto, disculpa que cometí una errata al escribir la frase de Françoise Sagan, donde decía "ventanas del pasado" debía decir "puertas del pasado". Ya la he corregido, pero en esencia no cambia. Yo personalmente no acabo de entender si con esas palabras se refiere a la sociedad en general o nosotros como individuos. Si se refiere a la sociedad creo que es bastante fácil entender que eso de cerrar las puertas del pasado es fundamental para dar pasos hacia delante. Ya a nivel individual sí que es más difícil porque no nos podemos formatear y reprogramarnos como una máquina. No sé si viste la serie de los acumuladores compulsivos en la tele. Es impresionante cómo una mala experiencia puso a esta pobre gente en una situación tan difícil de superar. Lo que sí creo que se puede hacer es tomar los lastres de nuestro pasado y reinterpretarlos positivamente. Pensar, por ejemplo, que un suceso doloroso, aunque nos causó daño, también nos hizo aprender y revalorizar otros aspectos de la vida que no teníamos en cuenta. Cuando de pillaste el dedo del pie, ¿no te diste cuenta de lo importantes que son esos dedos para caminar?, pues así con todo lo demás. En todo caso, mirar hacia delante, y vivir en el presente, con la "consciencia constante" como se dice en el Zen, puede hacer que esas puertas del pasado no sólo se cierren sino que se esfumen para siempre. Es dificilísimo al principio, claro, pero vale la pena intentarlo. Gracias y un fuerte abrazo, compañero.

      Eliminar
  6. wow! pues no habia reparado en todo aquello y lo importante que son las ventanas!
    Asi que aqui va mi granito de arena! Los Incas usaban ventanas, no habiamos descubierto el vidrio asi que se cubrian con mantas! Lo curioso de las ventanas incas es que eran trapezoidales!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Te fijas, Gary, que en el mundo del Conocimiento cuando se abre una ventana siempre aparecen otras muchas detrás?. Y en este caso literalmente, jeje. Te agradezco tu aportación. No había reparado en esa forma tan peculiar que tienen las ventanas incas, me imagino que esa fue la solución a un problema de estática en su arquitectura, son edificios muy sólidos y a la vez muy firmes, y para abrir un hueco en los muros habría que calcular bien el reparto del peso en la estructura. Claro, otros dirán que tiene algún significado simbólico esa forma, pero en este caso yo creo que por pura matemática. Un abrazo, Gary.

      Eliminar
  7. Cariño que bueno que escribiste, ya te quería comentar, y es que tu otro blog en el empleo no lo puedo inspeccionar.

    Me gustan las ventanas, porque no se ven mis malas mañas, las árabes las mejores para que no se vean los condones.

    Te preguntaras porque te escibo así
    y es que es día de muertos
    hoy los textos no son abiertos
    pues hacemos Calaveritas
    y las hacemos variaditas

    Ya en mi blog te espera una
    pa que pases y la veas
    y no te creas
    y que no te sea inoportuna

    Te mando besos fuertes
    y folladas pertinentes.

    Adios mi niño
    con todo mi cariño.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, no había pensado en ese otro uso de las ventanas árabes, me parece muy acertado, jeje. Y muchas gracias por tu calaverita, Álvaro, pues allí ya fui y te la metí..., mi respuesta en tu blog quiero decir, jaja. Me sorprende tu creatividad y tu capacidad de trabajo, te felicito por ello. Muchas gracias de nuevo, y besos con cariño para ti también.

      Eliminar
  8. Pues yo tengo una ventana sin cortinas, me gusta que la luz inunde todo mi cuarto, el problema es cuando estoy desnudo procuro que los vecinos del frente no se ganen mucho.

    Ahora bien en mi inefable Lima, existen balcones y ventanas con marcada influencia arabe, con una especie de rejas similares a las que pones en tu entrada. Me imagino que era como dices para que la gente de la casa pueda observar la calle (el chisme es el deporte nacional por aca creo desde la fundación de la ciudad) sin ser vista.

    A una cuadra de mi trabajo se encuentra la plaza mas bella de Perú, la Plaza San Martin, en ella esta la sede de un banco, con muchas ventanas adornadas con molduras. En las navidades se suelen hacer presentaciones nocturnas de coros de niños y cada uno de ellos se pone en una ventana, similar a la foto de las modelos que pones, es un espectaculo muy bonito porque incluyen luces, adornos, música y a veces juegos artificiales.

    ¿Que te habra hecho pensar en hacer una entrada sobre ventas? :)

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ay, Aristio, yo veo ahí un gran dilema. A mí también me gusta que la luz inunde el interior de la casa, pero realmente no me hace gracia mostrar mis interioridades a todo el mundo. Yo uso visillos, como dije más arriba a Malque, aunque también los abro del todo, cuando estoy vestido, claro. Bueno, quizás habrás dado si querer alguna alegría a tus vecinos, te cuidado, jeje. En cuanto a los balcones y ventanas árabes, tengo entendido que son originarios de la región del Yemen, los árabes los extendieron después por su imperio, y en España son también muy frecuentes, sobre todo en las casas antiguas y conventos, y luego pasaron al Nuevo Mundo. Yo creo que en todo ello no sólo hubo una influencia estética, Aristio, sino que también hay ciertos matices culturales que son comunes a todos estos países. Mucho me temo que eso del chisme es deporte internacional, jeje. Y qué bonito eso que cuentas de la Plaza de San Martín, no lo conocía pero encontré algunos vídeos en la Red y se ve realmente impresionante, espectacular. Una costumbre muy interesante, gracias por la aportación. Bueno, y la inspiración para la entrada me vino precisamente por la película de Ettore Escola que nombro, aunque luego tardé en recopilar más información. Gracias de nuevo y un fuerte abrazo, compañero.

      Eliminar
  9. Como siempre acabo maravillado por tu maestría tratando temas. A oarte de mi adoración por John Lenon que creo que comparto con muchos millones de personas, me has sorprendido con esa ventana de esa joya con que nos premió Ettore Scolla. Una película que no me cansaré de ver.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí también me encanta John Lennon, y creo que algunas de sus canciones, por muy trilladas que suenen, no han perdido ni un ápice de su trascendencia ni de su vigencia. Y esta de "Imagine" es todo un himno. Recuerdo que una vez se la puse a un sobrino mío de corta edad, y, aunque no entendía la letra, realmente se emocionó, como que existen canciones que logran transmitir un mensaje y llegar al corazón aún más allá de las palabras, son pura magia. Y como dije a Aristio, fue precisamente la película "Una jornada particular" la que me dio la idea de buscar información sobre el significado de las ventanas. Me gusta mucho, aunque no cuente una historia bonita, pero está tan bien lograda, en todos sus detalles, que realmente es un disfrute contemplarla. Bueno, en eso consiste la magia del cine, ¿no?, jeje. Gràcies i una forta abraçada, Josep.

      Eliminar
  10. Bueno aunque tardes...son magistrales tus post.
    La ventana del portero es la mas hay vamos solo hay que venir a mi barrio..ufff sobran.
    Solo te ha faltado...una única ventana la de los sueños...
    A una me asome y se me cumplió un sueño...
    Besosss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Inma, guapa. Sí, parece que las ventanas de los porteros están más para enterarse de lo todo lo que pasa por delante que para ventilar la casa, jeje. Y es verdad eso que podemos decir que existe una ventana de los sueños, desde la que podemos observar el Universo entero, y en la que todo es posible poniéndole un poco de ilusión y otro poco de fe. Y qué bonito eso que dices que se te cumplió un sueño, me alegro mucho. Así sean todos, amiga. Un besote para ti también.

      Eliminar
  11. Sólo te ha faltado el último tipo de ventana inventado: las Windows de Bill Gates, que se abren a un mundo nuevo donde la distancia desaparece. También desde ellas se puede dejar ver el interior de tu casa como si descorrieras unas cortinas virtuales, pero al estilo árabe la gente las utiliza sobre todo para mirar y no ser vistos. Quién sabe cual será el próximo tipo de ventana que inventen. ¿Tal vez a nuestro cerebro?

    Un beso (transparente)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, de hecho pensaba hacer una referencia a las Ventanas de Bill Gates, pero ya sabes que tampoco se puede hacer esto demasiado denso. La verdad es que la importancia de Windows en la vida de buena parte de la Humanidad en los últimos tiempos va mucho más allá, creo, de su sentido metafórico, es una auténtica ventana al Mundo, como dices, y al estilo árabe, jeje. Y no tengo ni idea por dónde irá la tecnología en el campo de las ventanas, virtuales o reales. No estaría mal una que te proyectara la imagen de un día radiante cuando esté todo nublado, sería falsa, pero de ilusiones también se vive, jeje. Un beso para ti también.

      Eliminar
  12. Es la primera vez que le visito; y me ha parecido su artículo magnífico e interesante, bien hilvanado, y muy buena documentación fotográfica.
    ¡¡Enhorabuena!!
    Un cordial saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Manuel, muchas gracias y bien venido. Me gusta acompañar a las entradas con imágenes que cumplimenten al texto o simplemente hagan más agradable el paseo. Aunque no siempre es fácil encontrarlas, sobre todo cuando son antiguas, y a veces las compongo yo con el Photoshop. De todos modos he visto en la Red algunos sitios en los que hay muchas imágenes antiguas interesantes, como Tumbrl, o algunos archivos universitarios, ahí se puede sacar un material muy útil. Gracias de nuevo y un cordial saludo para ti también.

      Eliminar
  13. Hola Roberto,

    Qué blog MUY padre. Me encantó tu artículo sobre las ventanas y me impresionó que pudiste escribir tanto sobre las ventanas en una manera tan interesante. Es la primera vez que leo tu blog.

    Pero olvidaste que los blogs también se vuelven ventanas que dan a mundos alternos, extranjeros, y a las vidas de otras personas que nunca hubieras conocido de otra manera. Así son algunas de las ventanas mas interesantes.

    Saludos,

    Kim G
    Boston, MA
    A donde nos interesa mucho explorar el mundo por medio de blogs.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Kim, muchas gracias y sé bien venido. Este es un post que hice investigando sobre el tema, y cuando se consigue cierta información se puede hablar de ventanas y de cualquier cosa, si uno se pone. Y, sí, es cierto eso que cuentas, los blogs son también ventanas virtuales por las que nos podemos asomar al mundo y conocer paisajes y personas. Personalmente me parece una aventura maravillosa esto de los blogs, y creo que es todo un gran salto conceptual en la vida de las personas, y a nosotros nos tocó ser los primeros seres humanos en experimentar esto. Un gran avance, sin duda. Mira, ahora mismo pienso que nunca había hablado con nadie de Boston, y es fabuloso, jeje. Gracias de nuevo, compañero, y un saludo para ti también.

      Eliminar
  14. La verdad es que las ventanas son muy simbólicas, me ha encantado tu análisis de algo tan cotidiano.

    Besos Roberto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Chris. Bueno, tengo cierta inclinación ha fijarme en la simbología de las cosas, y a rebuscarle el trasfondo..., ¿otra manía quizás?, jeje. Y, a veces, sí, te das cuenta que estamos rodeados de objetos cotidianos que pueden tener un significado más allá del relacionado con el uso que le demos, y con mucha historia detrás. Y a veces, tirando del hilo, se pueden descubrir cosas asombrosas. Gracias y besos para ti también, Christian.

      Eliminar
  15. Me agradó que incluyeras imagen de La Ventana Indiscreta, gran pelicula.

    Con la ventana circular, recordé las viviendas de los Hobbits, de los escritos de Tolkien.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Alexander. Tomé sólo algunos ejemplos, pero ciertamente el cine está lleno de referentes al mundo de las ventanas, en multitud de contextos y con significados de lo más variados. Estoy de acuerdo contigo que La Ventana Indiscreta es una gran película, y con las ventanas también de protagonistas, aunque aquí sólo hicimos una breve referencia. Y no sé qué significado podría tener la forma circular en las ventanas de los Hobbits. Quizás sólo se trata de un recurso estético sin más transcendencia. No he leído a Tolkien, así que no tengo no sé si pudiera haber un significado más profundo. Un abrazote, Alexander.

      Eliminar
  16. me asomo por aquí y enseguida paso a saludarte Roberto !! perdida entre trabajos y hechizos... besos y nunca en habitaciones sin ventanas a exterior !!

    ResponderEliminar
  17. Yo también paso para desearte.
    Feliz Navidad.
    Besosss

    ResponderEliminar
  18. feliz navidad y muyyyy prospero año nuevo !! mil besossss

    ResponderEliminar
  19. Roberto que te me pierdes, vine a verte que te me esfumas mas que un billete de 20 euros. Besossss amigo ah y ya toca post ehhh

    ResponderEliminar
  20. Ay, que bellas las ventanas, !y el comentario!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No sabía que hablaras español, Rex. Gracias a ti por la visita. Greetings and a big hug! :-)

      Eliminar
  21. paso a invitarte a un sorteo que he comenzado en mi blog... a ti a tus seguidores...si es que te enteras..que hace mil años que no das señales de vida...besos y que no sea nada...en todo caso pasasa a saludar...

    ResponderEliminar
  22. hayyyy, que nose nada de ti!!!! que te vas a perder el concurso y la oportunidad de llevarte las RUNAS BRUJAS? SABES LO QUE PUEDES TRIUNFAR CON ELLAS? JEJEJEJE ANIMATE !!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Rosa, por tus atenciones y tu invitación. Aprovecho aquí para contestarte a todo, jeje. He tenido esto muy abandonado, he tenido poco tiempo para dedicarle, y hago lo que puedo, Rosa. Pero intento seguir cuando puedo y cuando las musas se dignan a inspirarme, jeje. Muchas gracias de nuevo por todo, y besos, guapetona.

      Eliminar
  23. Compi que chulada de foto de cabecera.besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Igual que le dije a Rosa, aprovecho aquí para contestarte a todo, Inma. Muchas gracias por tus saludos y por todas tus atenciones, y, bueno, ya sabes lo que había, jeje. La foto es de la playa de Cofete con las montañas de Jandía al fondo, en Fuerteventura, un lugar aún virgen donde desovan las tortugas. Creo que tiene una magia especial. Tenía ganas de poner algo fresco, luminoso y para que me dieran ganas de hacer algo nuevo, jeje. Besotes, guapa.

      Eliminar

Usted dirá...

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...